• 955 522 530
  • C/ Campana, 6, 3ºA (Sevilla)
  • L-V 10:00-14:00 y 17:30-21:00

Vietnam, un viaje a medida donde alejarse de la rutina

Bahía de Halong

Llega el frío a tu ciudad y te planteas un viaje a un país más cálido donde liberarte del estrés y de la rutina. Un lugar que combine tradición, naturaleza, misticismo, historia, gastronomía… Si buscas un respiro y no conoces aún el Sudeste asiático, tu destino es Vietnam. Ya sea para visitarlo en exclusiva con un viaje a medida o bien como parte de un circuito más amplio que te lleve a los vecinos Laos y Camboya, pero, decididamente, hay que ir y la mejor época para hacerlo arranca en noviembre, justo tras el monzón.

Vietnam, un país que atrapa

Hoy puede parecernos curioso, pero Vietnam no se abrió completamente a los visitantes hasta los 90. Tardó en recibir a los foráneos, sí, pero en la actualidad miles de personas se decantan por un país que ha sabido reponerse como pocos a los estragos de la guerra manteniendo su esencia.

Y tal éxito no es casualidad. Vietnam supone un destino repleto de exotismo y de una naturaleza exuberante que atrapa, ya que el que va, repite. Y hay tantas razones… Una de las más importantes es su riqueza cultural. Cuenta la leyenda que los más de 50 grupos étnicos que habitan el país son descendientes de Lac Quan Long y Au Co, el rey dragón del mar y una joven hada.

Se dice que de su amor nacieron cien huevos, la mitad de ellos siguieron a su madre con destino a la montaña, la otra mitad acompañaron a su padre a la zona del mar. Juntos unieron las manos para construir la nación con “tres montañas, cuatro mares y la tierra llana”, dentro había bosques sin fin, más montañas y los llanos del delta.

Campos de arroz a los que viajar con Bhárad

Y, a juzgar por el resultado, lo hicieron francamente bien: más de 3000 kilómetros de costa con aguas limpias y claras y playas nada masificadas, 31 parques nacionales, 6 reservas de la Biosfera, decenas de áreas protegidas tanto terrestres como marinas… Un paraíso para los amantes de la naturaleza.

Un destino mimado por la UNESCO

Tanta belleza no ha pasado desapercibida para la UNESCO, que ha declarado Patrimonio Natural de la Humanidad la Bahía de Halong, el Parque Nacional Phong Nha-Ke Bang y el complejo paisajístico de Trang An.

Nadar en aguas cristalinas, navegar en embarcaciones tradicionales, contemplar campos de arroz infinitos, perderse en la jungla, degustar la exquisita street food o comida callejera… Y además admirar maravillas como el conjunto de monumentos de Hué, el Santuario Mi-Sön, la Ciudad antigua de Hoi An, la Ciudad imperial de Thang Long-Hanoi o la Ciudadela de la Dinastía Ho, también patrimonios culturales de la Humanidad y visitas obligadas si te decides por este paraíso.

Vietnamita por calle de Vietnam, un viaje a medida de Bhárad

A los maravillosos rincones que encontrarás en este destino, se une el carácter afable y respetuoso de los locales. Se trata de gente abierta, muy amable, que siempre sonríe y que respeta muchísimo al foráneo, lo que permite recorrer el país con total tranquilidad.

La oferta de lugares y de experiencias en Vietnam es tan amplia… Hay tanto que hacer, tanto que ver, tocar, oler, saborear… Que lo ideal es dejarse asesorar por expertos que te indiquen cómo sacar el máximo provecho a tu viaje y ajustarlo a tu disponibilidad y preferencias. En Bhárad conocemos como pocos el país, por lo que podemos confeccionarte un viaje completamente a medida. Pásate por nuestras oficinas y te asesoraremos en todo lo que necesites.

Reverie of Vietnam from Oliver Astrologo on Vimeo.

[av_hr class=’custom’ height=’5′ shadow=’no-shadow’ position=’center’ custom_border=’av-border-thin’ custom_width=’10px’ custom_border_color=” custom_margin_top=’10px’ custom_margin_bottom=’30px’ icon_select=’yes’ custom_icon_color=” icon=’ue808′ font=’entypo-fontello’ av_uid=’av-6xnzyg’]

[av_icon_box position=’left’ boxed=” icon=’ue845=’entypo-fontello[av_font_icon icon=’ue845′ font=’entypo-fontello’ title=’Bhárad te recomienda’ link=” linktarget=” linkelement=” font_color=” custom_title=” custom_content=” color=” custom_bg=” custom_font=” custom_border=” av_uid=’av-6dv4dk’]
[/av_icon_box]
-Viajar entre noviembre y abril
-Disfrutar de la famosa Street Food en Hanoi y dejarte seducir por los sabores más exóticos, la cocina vietnamita es mucho más que arroz…
-Visitar alguno de sus parques naturales: en el norte de Vietnam encontrarás montañas y en el sur jungla.
-Pasear por sus calles y mezclarte con los locales. Se trata de gente abierta, muy amable, que siempre sonríe, respetan muchísimo al extranjero.
-Adentrarte en algún mercado, en Vietnam podrás comprar y comprar montones de cosas gastando una cuarta parte del dinero que gastarías en Europa o en América.
-Si vas en enero o febrero, tratar de cuadrar par disfrutar del Tet Nguyen Dan (Año Nuevo vietnamita). La fecha exacta de celebración varía cada año, ya que viene determinada por el calendario lunar, aunque oscila entre el 19 de enero y el 20 de febrero, aproximadamente. Es la festividad más importante del país y aúna tradiciones budistas, taoístas y confucianas. Para protegerse de los malos espíritus durante estos días, los campesinos colocan frente a sus casas el llamado cay neu (o ‘árbol-señal’), un poste de bambú de cuyo extremo pende una tablilla de barro con un trozo de tela amarilla.

[av_hr class=’custom’ height=’5′ shadow=’no-shadow’ position=’center’ custom_border=’av-border-thin’ custom_width=’10px’ custom_border_color=” custom_margin_top=’10px’ custom_margin_bottom=’30px’ icon_select=’yes’ custom_icon_color=” icon=’ue808′ font=’entypo-fontello’ av_uid=’av-4h5wvs’]

[av_icon_box position=’left’ boxed=” icon=’ue80f’ font=’entypo-fontello’ title=’¿Qué contarás a la vuelta de tu viaje a Vietnam?’ link=” linktarget=” linkelement=” font_color=” custom_title=” custom_content=” color=” custom_bg=” custom_font=” custom_border=” av_uid=’av-2tvcqw’]
[/av_icon_box]

-La cara que se te quedó cuando viste por primera vez la Bahía de Halong y tu paseo en junco (embarcación tradicional) visitando islas
-Las marionetas acuáticas de Hanoi
-Ver en su hábitat natural a los Zao y los Hmong
-Las espectaculares vistas sobre los arrozales desde el valle de Muong Hoa
-Recorrer el mercado étnico de Bac Ha, el más grande y colorido de toda la región
-Tu visita al santuario budista ubicado en el monte del perfume (Huong Tich), una de las “mecas” budistas para los vietnamitas.
-Las impresionantes pagodas y la cueva de Bich Dong
-Tus compras en los mercados flotantes de Delta del Mekong

[Total: 0   Average: 0/5]